The Rainbow Traveller- Santos IV

La ciudad de Santos se extiende desde la isla de San Vicente, que comparte con el municipio del mismo nombre, y parte en el continente.

En el Macizo, la parte que está en la isla de San Vicente, están enclavadas una serie de urbanizaciones de lujo colindando con casas de las clases menos afortunadas.

Se divide en dos grandes zonas, el casco histórico y el casco nuevo……….

El casco histórico es la zona más antigua de la ciudad, en ella veremos las típicas calles en la que la gente se sienta en las entradas de las casas y en las aceras, ambiente de tiendas de todo tipo, personajes variopintos, gente pululando por las calles, tiendas curiosas en las que se puede encontrar de todo.

No siendo una ciudad nada peligrosa, no es demasiado recomendable meterse en alguna de esas calles por la noche.

Destacar La Catedral, el edificio de la antigua Bolsa del café, y el edificio del Teatro.

También destacar que en esta zona se encuentran algunos restaurantes, servicio 24 horas, donde degustar los platos de la gastronomía de la zona.

Si algo tiene la ciudad de Santos son museos, destacando la Pinacoteca Benedicto Calixto, el Museo de Mar, que es la mayor fuente de actividad económica de la zona debido a su puerto, y al que se dedican dos museos más, el Cultural del Puerto y el museo de la Pesca, en ellos encontraremos reflejadas todas las actividades que se han realizado a lo largo de la história y que tienen que ver con el mar.

Mención aparte merece el museo del mar, al final de la playa, en el malecón que separa Santos de San Vicente, en el que veremos todo lo relacionado con la  historia del surf en la ciudad, ya que según cuenta el museo, Santos ha sido la primera ciudad de Brasil en la que se empezó a practicar el surf.