Adios 2009, ¡hola 2010!

Infante Francisco

Infante Terrible os dedica a todos y todas su último post de 2009. Deseo que el año nuevo os traiga todo lo que deseais pero, ¡cuidado que a veces se cumple!

Antes de volver a la rutina e intentar poner en práctica nuestros propósitos, debemos pasar la “prueba” de Nochevieja, a la que dediqué ya un post.

Finalmente, mi Fin de Año va a transcurrir en Madrid, con amigos y mi “mariliendres“, que en este momento se está peleando con una pularda que no se deja rellenar de  foie. Los langostinos y el salmón nos miran con ojos tristes…saben que les espera ser devorados entre eneldo y salsa rosa (de la casera, con Cognac y todo…).

Ayer por la tarde decoramos todo el salón con espumillón rojo, muñequitos de tela de renos con los cuernos plateados, “Papás Noel”, muñecos de nieve…y una bota gigante con motivos navideños…Toda una oda al estilo camp.

Mi mariliendres tiene su novio a unos 700km, yo soltero, una pareja sevillano-italiana, y otra murciano-cántabra…esto parece la ONU.

Bueno, espero que lo paseis esta noche tan bien como nosotros. Y preparad los propósitos del Año Nuevo: adelgazar, dejar de fumar, ir al gym…y ser más buenos, que nunca viene mal.

Un abrazo de Infante Terrible.